Humo blanco para el Caimi, uno de los elefantes más grandes de la ciudad

Por un valor de $4.287 millones, se firmó el contrato para culminar la primera fase del Centro de Atención Materno Infantil CAIMI; la obra de salud más importante proyectada en el municipio, la cual lleva 13 años en ejecución por la mala planeación de las administraciones pasadas, por fin será terminada.


La obra se proyecta en un tiempo de ejecución de 6 meses e incluye, la preinstalación del sistemas de ventilación y aire acondicionado HVAC en el Bloque 1, el suministro e instalación de sistemas de ventilación y aire acondicionado en las zonas críticas del bloque1, suministro e instalación de equipos de gases medicinales, acometida eléctrica para aire acondicionado para el primer y segundo piso, adecuación de obras civiles sobre el bloque 1, construcción de cerramiento, construcción de zonas de parqueo, planta de tratamiento de aguas hospitalarias, construcción subestación II y la reposición y construcción de redes de media tensión.


El Gerente de la ESE Carmen Emilia Ospina, José Antonio Muñoz Paz indicó, “Vamos a terminar la obra en su primera fase y, el próximo año, la entregaremos a la comunidad. Es un proyecto que cuenta con sus bloques uno y dos, que contará con quirófanos, servicio de pediatría, ginecología, medicina interna, especialidades quirúrgicas, entre otros servicios”. La obra se tiene prevista para reiniciar labores dentro de dos semanas y tiene un tiempo de ejecución de 6 meses, por lo cual se espera, se haya culminado con la primera fase antes de culminar el año.


Para financiar la segunda fase ya se presentó un proyecto al Gobierno Nacional, por $16.000 millones, el cual se comprometió a que una vez la ejecución de la primera fase, avance en un 70%, se giren los recursos para la segunda.


“Para la segunda fase del CAIMI ya se generaron cerca de 16.000 millones de pesos a través de un proyecto que se presentó al Ministerio de Salud. La idea es que cuando llevemos un avance del 70% en la primera fase, arranquemos con la segunda, y si Dios lo permite poderle entregar esta obra, que se convirtió en un ‘elefante blanco’, a la comunidad”, manifestó el alcalde de Neiva Gorky Muñoz Calderón.

Deja un comentario