fbpx

Entre el optimismo y el pesimismo, Neiva por fin tendrá PTAR

NEIVA

Entre el optimismo y el pesimismo, Neiva por fin tendrá PTAR

Escrito por: Lagaceta

Si todo sale bien, en el próximo mes de junio será adjudicada la licitación y de inmediato las autoridades pondrán, después de treinta años de promesas e intenciones y trece de ellos en estudios, la primera piedra para la construcción de la tan anhelada planta de aguas residuales PTAR de la ciudad, según la gerente de Ceibas Empresa Públicas de Neiva, Gloria Constanza Vanegas, el proyecto está prácticamente listo para arrancar y ser entregado antes de que culmine la actual administración.

El diseño y la técnica que se usará para descontaminar el 92 por ciento de las aguas servidas que la ciudad vierte diariamente al río Magdalena, ya superó las inquietudes en la Ventanilla Única del Ministerio de Vivienda, “Planeación Nacional contrató una consultoría para que sean ellos lo que nos hagan el acompañamiento y nos presenten los pliegos de cómo va aquedar está licitación público-privado, a la que han llamado licitación internacional” aseguró Gloria Vanegas.


Gloria Vanegas, gerente de Las Ceibas.

De acuerdo con el cronograma, dos años tardaría la construcción de la planta, estará ubicada en el barrio Camilo Torres, pese a las críticas y cuestionamientos de veedores y expertos por estar dentro del casco urbano y no como lo establece la norma, sin embargo desde el año 2011, el municipio definió que allí se levantará la planta.

Los costos

A precio de hoy, la construcción de la PTAR tiene un costo que alcanza los 215 mil millones de pesos, pagaderos a 23 años, 20 mil millones de pesos los aportará el Ministerio de Vivienda para la iniciación de la obra, 126 mil millones más serán aportados por el gobierno nacional a través de vigencias futuras, serán 6.000 millones de pesos anuales durante 20 años y se espera el aporte de 20 mil millones cada uno, por parte de la Ecopetrol, la CAM y Cormagdalena.

Según los ambientalistas, y con justa razón, cada día crece más la necesidad de construir la PTAR, el ciento por ciento del agua residual de Neiva, está siendo vertida sin ningún tipo de tratamiento al río Magdalena; el grado de contaminación que aporta la ciudad al afluente es muy alto, por cada segundo, el río recibe 1200 litros de aguas residuales, es decir, cada 38 segundos el rio de la madre patria, recibe lo equivalente a una tractomula llena de desechos.

Cuadro

“Esta obra representa un hecho histórico para la ciudad, es hora de materializarlo, porque no sólo beneficiará a más de 450.000 habitantes del municipio proyectados a futuro, sino que también representa un impacto positivo en nuestro Río Magdalena, toda vez que dejará de recibir aguas contaminadas provenientes de nuestra población” señaló Vanegas Gutiérrez.

Para la administración de las Ceibas Empresas Publicas de Neiva, la meta es dejar en funcionamiento la planta y las obras secundarias quedará en manos del próximo gobierno, otra de las prioridades es que, esta construcción no genere costos en el bolsillo de los neivanos, “sabemos que hay pesimismo, por los antecedentes, pero estamos muy confiados y optimistas, pues tal cómo estamos desarrollando el cronograma, esta administración por fin va cumplir la promesa que beneficiara no solo al Río Magdalena sino a las poblaciones que viven del afluente río arriba” recalcó la gerencia de Ceibas EPN.

«Esta obra representa un hecho histórico para la ciudad, es hora de materializarlo»

Deja un comentario